domingo, 18 de mayo de 2008

Jornada de Puertas Abiertas ajetreada


Afortunadamente, teniendo en cuenta que nos enfrentábamos a la jornada de Puertas Abiertas, el día se presentó con un sol expléndido que rápidamente estaba desplazando a las nubes del amanecer. Por otro lado, esto nos obligó a volver a montar el toldo. Así que tuvimos que clavar el anclaje rebelde que se soltó el día anterior debido al viento. Y se produjeron bajas irreparables... Pero bueno, de esta manera los visitantes tempraneros pudieron disfrutar de un bonito expectáculo de levantamiento de carpa a cargo de un aguerrido grupo de excavadores...



Los visitantes pudieron admirar, como otros años, nuestra exposición de campaña. En ella se presentan réplicas de algunos de los fósiles más representativos encontrados en Somosaguas a lo largo de los diez años de excavaciones que llevamos trabajando en el yacimiento. También se sintieron muy interesados en los fósiles originales de micromamíferos que pudieron ver por medio una lupa binocular.

Y después descubrieron cómo somos capaces de encontrar estas minudencias dentro del sedimento, por medio del uso de una mesa de lavado-tamizado. Además, los más pequeños de la casa pudieron disfrutar de nuestra nueva cuadrícula experimental, donde pueden practicar el "arte" de la excavación sin peligro para los fósiles del yacimiento. Esta cuadrícula se ha diseñado de manera que, al utilizar el sedimento extraido de la excavación convencional, puede permitir que los más jóvenes encuentren pequeñas esquirlas (y algunas no tan pequeñas) que se han excapado del atento escrutinio de nuestros excavadores. Y de hecho, los pequeñines encontraron algunas cosas interesantes... que fueron rápidamente donadas a nuestro proyecto... previa petición muy amable por parte de Miriam. Finalmente, no podemos olvidar que uno de los mayores alicientes de estas jornadas de Puertas Abiertas es el poder ver el trabajo de los excavadores en directo. Así que los miembros de nuestro equipo, como por ejemplo en este caso Blanca, también estuvieron ocupados explicando las diversas particularidades de una excavación a todos aquellos que se acercaron a preguntar.

Entre tanto, el trabajo en la cata-1 continuó sin descanso en una profundización que empieza a recordarme los trabajos de la construcción de El Escorial. ¿Llegaremos algún día a encontrar el nivel in situ? La verdad es que esas arcillas oscuras de relleno que se ven en la base de la cata me resultan cada vez más antipáticas. Hemos de decir que nuestros visitantes se sorprendieron al comprobar que no todo el trabajo de una excavación se realiza con instrumentos de precisión. A muchos de ellos les hizo gracia el ver a los excavadores armados de pico y pala a la búsqueda del nivel T-3 en una cata que está a menos de 10 metros de la cuadrícula principal.

Una de las visitantes distinguidas del día fue Cristina Díaz, la artista que ha plasmado en un magnífico mural el paisaje de Somosaguas hace 14 millones de años y, con la colaboración de unos fantásticos bocetos de Sergio Pérez, la fauna que se podría encontrar en el mismo. Aquí la vemos posando con su obra, la cual también ha resultado un éxito de "audencia" entre todos los visitantes que se acercaron al yacimiento en esta atareada jornada de Puertas Abiertas.

A la hora de la comida pudimos comentar los momentos más interesantes de la mañana y celebrar que estas jornadas, a diferencia de las bañadas por agua de la semana pasada, habían sido un éxito en todos sus aspectos.


La tarde resultó mucho más relajada y el trabajo continuó con normalidad tanto en la cata-1 (profundiza que te profundiza -si se puede decir que eso es normal-) como en la cuadrícula principal (ubica que te ubica -y no paramos de ubicar esquirlas... y de vez en cuando algún hueso decente... que también los hay, jeje-). También las explicaciones sobre la paleontología del yacimiento y su marco geológico se sucedieron sin incidencias dignas de mención. Se nota que ya son bastantes días los que se lleva trabajando en esta campaña y todo va ya casi rodado.











Pero de hecho, cuando digo relajada.. lo que realmente quiero decir es... MUY RELAJADA. Como muestra un botón de las posturitas de algunos de nuestros excavadores de Somosaguas Norte y de la cata-2 (claro, en la cata-1 por muy relajados que quieran estar, el pico y la pala no dan mucho juego).





La Crónica continúa...