sábado, 23 de mayo de 2009

Puertas Abiertas pasadas por agua

Pues efectivamente, después de una nochecita muy húmeda, el día ha amanecido igual de mojadito.

Pero eso no ha echado atrás a nuestros visitantes a la jornada de Puertas Abiertas. La afluencia ha sido muy elevada... por lo menos mucho más de lo que hubieramos espeado teniendo en cuenta que no sólo estaba nublado y hacía fresco sino que también chispeaba. pero está claro ue Somosaguas ya tiene un filón de incondicionales que no se dejan arredrar por una pocas gotas de agua.

Así que hemos tenido a un montón de críos y sus padres atendiendo a las explicaciones de nuestros monitores sobre la fauna de Somosaguas (con clase de anatomía coparada incluida), viendo con sus propios ojos esas especies extintas tal y como quedan revividas en nuestro mural, haciendo réplicas de fósiles, buscando esquirlas en nuestra escombrera o excavando en nuestra cuadrícula experimental.

Se puede decir que ha sido todo un éxito a pesar de las malas condiciones meteorológicas.


Mientras tanto, en la cuadrícula se vivía una situación de emergencia. La lluvia, evidentemente, había inutilizado para la excavación las dos terceras partes del yacimiento. La Cata-2 también quedó inservible pues, aunque no tenía charco como otros años. estaba terriblemente húmeda. Afortunadamente, nuestro maravilloso toldo nos había preservado perfectamente seca una parte del yacimiento, así que todos los excavadores se encontraron apiñaditos en esa sección. La excavación fue incómoda, pero se pudo continuar el trabajo de extracción de fósiles sin mayores problemas.

A todo esto ha de unirse la salida de campo que realizaron los alumnos de la asignatura de "Prospección y Excavación Paleontológica" del Máster de Paleontología de la UCM, los cuales estuvieron chapoteando en el fango mientras trataban de cartografiar el área propicia para una potencial protección paleontológica en el Campus de Somosaguas. Vamos, que la mañana estuvo entretenida...

Por la tarde, las condiciones de hacinamiento en la cuadrícula continuaron. Pero poco a poco el Sol volvió a tomar el control de la situación y el final de la tarde proporcionó bonitas vistas de los alrededores del campus y buena luz para realizar fotos de nuestras monitoras...


La Crónica continúa...