lunes, 12 de noviembre de 2007

SENSACIONES DE LA JORNADA DE PUERTAS ABIERTAS DEL SÁBADO 10 DE NOVIEMBRE

Queridos todos.

En primer lugar decir que el comentario que he dejado en la entrada de Pimen es mío, aunque esté firmado por mi hermano. Es que el tiene otra cuenta de blogger para otro blogg que tenemos, en el cual no estaría mal que entraseis, jiijijijijijijiji...

Hablando ya del sábado decir que me encantó. Al principio un poco saturado, tanto Blanquita como yo, porque éramos unos expertos (bueno, más que expertos) en macrovertebrados y nos ponen a contarles todo sobre el yacimiento a las familias que venían al principio. Lógicamente, como uno ha hecho un trabajo de la Cuenca de Madrid pues sabe cosas y nos defendimos los dos bastante bien.

Yo no tengo tantas anécdotas como Pimen pero me quedo con la sensación de estar contándoles a una familia los dientes y venir de pronto Omid con una oleada de gente que se agolpó alrededor de nuestra mesa. También me quedo con un momento de incredulidad originado por uno de los de Ednya que se nos puso a nombrar todos y cada uno de los animales de la pirámide trófica, tanto los actuales como los del mioceno. Al menos eso indica que hicimos un buen trabajo.

En general me gustó muchísimo la experiencia y me gustaría repetir, no sólo por el gran placer de contar a los niños y al resto de personas algo que sabes, que está ahí y que consideras parte de ti, sino convivir un día con el grupo de Somo haciendo una de las cosas que más nos gusta y por la que estamos unidos. Es una experiencia impagable.

Por último recordar un hecho que me marcó aquel día que surgió cuando les conté a una familia que el año que viene se cumplen 10 años del descubrimiento del yacimiento. Ellos me respondieros, sorprendidos, que habían escuchado hablar de él sólo el año pasado. Me marcó profundamente porque me acordé de mí hace unos años, cuando iba a museos o exposiciones como mero espectador.

Anhelando que los deseos de aquel niño se cumplan y vuelva al yacimiento en mayo para hacer los moldes (pero no el 11 de mayo pues era su cumpleaños) espero volver allí de monitor en primavera. Y espero ver al chaval allí, que como no esté...

Nada más, saludines y gracias.

PD: Pimen, no te preocupes por el viaje en coche. Si tengo paciencia para sacar un fósil también lo tengo para aparcar durante media hora en un sitio donde cabe un autobús (desde el cariño).

1 comentario:

Pimen dijo...

No cabia un autobus. Es lo que tiene que el coche con el que aprendi a conducir fuese 4 veces mas pequeño que el de mi padre, que no funciona igual, jejeje.